Nueva generación de consolas: a un año de la batalla

1 diciembre, 2014

Peccata Minuta

Por Roberto Molina Almeida

Poco más de 12 meses han transcurrido desde que la nueva generación de consolas llegó. En noviembre de 2013, el Xbox One de Microsoft y el Playstation 4 de Sony debutaban en las tiendas en diversos países, incluido México.  Pero ¿en dónde está la industria de los videojuegos tras un año de esta nueva etapa?

Ambas plataformas tenían la complicada labor de superar lo hecho por sus predecesoras, pues tanto el Xbox 360 como el Playstation 3 todavía contaban con títulos importantes por venir y una trayectoria de 8 años en el mercado. En este tiempo de transición, las compañías han tomado buenas y malas decisiones, pues después de más de 365 días de la salida de las consolas, apenas parece que, ahora sí, estamos arrancando la nueva generación.

Tres aspectos han destacado en esta etapa de nuevos productos: el catálogo, los retrasos y la resolución. Estas características han sido objeto de debate tanto en la prensa como en el público en general y el eje en el que ha girado el primer año del Xbox One y el Playstation 4.

guerraconsolas-1

¿Y los juegos?

Digan lo que digan de los aspectos técnicos de cualquiera de las plataformas, al final de cuentas lo que más va a importar para el éxito de una consola o de una generación entera, serán los juegos. A pesar de esta regla de oro en la industria, este aspecto parece ser más lento en desarrollarse durante este año; un problema que afecta a ambas consolas por igual.

Cabe recordar que esta situación no es nueva, la vivimos con el 360 y el PS3, cuando los buenos títulos tardaron en llegar más de un año, sobre todo en la plataforma de Sony, que además de su precio excesivamente alto, los juegos tardaron mucho en llegar. Uno hubiera pensado que las compañías aprenderían de este error y procurarían tener un catálogo sólido para el lanzamiento, cosa que no ocurrió.

Parece que la nueva generación se ha reducido al relanzamiento de títulos pasados, ejemplos hay muchos de esta situación. Recientemente salió a la venta Grand Theft Auto V para Xbox One y PS4, además ésta última revivió The Last of Us, el mejor juego del año pasado; y la consola de Microsoft nos está vendiendo la colección remasterizada de Halo. Por ahora, el grueso de títulos para esta generación se concentra en desarrolladores indie, lo que nos lleva a nuestro siguiente punto de nuestro análisis…

guerraconsolas-3

¿Y los dónde están los grandes desarrolladores?

“El año de los retrasos” es perfectamente como podríamos definir este 2014, que supuestamente representaría el boom de la nueva generación. Estábamos un tanto equivocados. Ahora, tanto críticos como jugadores estamos esperanzados de que 2015 sea el año del despegue, en cuanto a títulos se refiere.

Centrándonos en la problemática, mucha de la culpa de esta situación es por parte de las compañías, que muchas veces por querer llegar a ciertos eventos con una fecha de lanzamiento, se ven en la necesidad de dar una fecha que claramente está fuera de sus posibilidades, esto con la finalidad de que la prensa hable del juego.

Los gamers nos llevamos una terrible decepción cuando una gran cantidad de juegos comenzaron a cambiar sus fechas de lanzamiento, entre los que se incluyen: The Witcher 3: Wild Hunt, Batman: Arkham Knight, Quantum Break, The Order: 1886, Tom Clancy’s The Division, Dying Light, Mad Max o The Elder Scrolls Online.

Sin lugar a dudas, los retrasos han sido uno de los aspecto negativos que más han repercutido en el ánimo de los jugadores, que ahora ven al 2015 como el año prometido, esperando que no haya noticias de que mejor esperemos el 2016.

El dilema de los 1080p y 60 frames por segundo

Uno de los debates recurrentes entre los fans de una plataforma y otra, es la de la famosa resolución y los 1080p. Como se ha demostrado a lo largo de la historia de los videojuegos, cada vez que una nueva generación se da a conocer, una de las características que más salen a relucir es el aspecto gráfico de cada consola. Es un hecho que esto se ha cumplido conforme transcurre el tiempo, pues hoy en día los efectos realistas, los entornos detallados y ambientes llenos de vida son la constante en los gráficos.

Sin embargo, cuando la nueva generación estaba próxima, tanto Microsoft como Sony prometieron juegos que tendrían por defecto resoluciones de 1080p y que todos funcionarían a 60 frames por segundo. La verdad es que esta promesa no ha sido cumplida al 100 por ciento, pues son pocos los juegos que han se han llegado a visualizar a ese nivel. La ventaja en este sentido es para el PS4, ya que la potencia extra que tiene está haciendo más fácil que sus títulos cumplan con esos dos requisitos indispensables para poder hablar de “next-gen”.

Por su parte, el Xbox One ha intentado a toda costa llegar a esta resolución, lo que ha ocasionado que la consola tenga que actualizarse muy seguido o introducir novedades como el DirectX 12, así como utilizar ese famoso 10% de potencia extra que se dedicaba al olvidado Kinect. Este tema ha sido de los más debatibles, pero podemos decir que para los gamers lo más importante será la calidad de un juego y no la resolución.

guerraconsolas-2

¿Qué esperar?

Como era de esperarse, este 2014 fue un año de transición para la industria de los videojuegos y la nueva generación de consolas, a la que habría que agregar al Wii U de Nintendo, que en fechas recientes ha dado la cara por la calidad en los juegos, como lo han reseñado diversos sitios especializados. Sin embargo, su nivel de ventas no se compara con sus competidores, pues la marca pionera de los videojuegos ha vendido poco más de 7.5 millones de plataformas. Un nivel bajo si se compara con los 10 millones de unidades colocadas por Microsoft y las 14 millones de Sony.

A pesar de esto, habrá que estar atento a lo que tiene preparado Nintendo para el próximo año, pues ya se anunció una nueva edición de Zelda, sin duda un título muy esperado por los videojugadores.

Esperemos que los desarrolladores puedan explotar la potencia de las nuevas consolas y entregar títulos de calidad en tiempo y forma. Aún queda mucho camino por recorrer para esta nueva generación. Ojalá que este arranque lento, signifique una consolidación en el futuro.

Anuncios

Suscribirse

¡No olvides seguirnos en nuestras Redes Sociales!

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: